Aca227web - page 77

ACADEMIA
75
en 1945, cuando Dalí y Walt Disney se unieron en Destino, título del
cortometraje de animación fallido que se inició en 1946 y no se estrenó
hasta 2003.
Una guerrillera mexicana
y una india en la piel de una manchega
“En aquella época ser latina era algo negativo. Ahora no, porque
hay más de 40 millones de hispanohablantes y pesa mucho el la-
tino en Estados Unidos”. Así se pronunciaba Sara Montiel hace unos
años en el diario Sur cuando recordaba su productiva estancia en la
meca del cine. Había nacido comoMaría Antonia Abad Fernández en
Campo de Criptana (Ciudad Real), entró en el universo Hollywood
en 1954 y allí se relacionó con algunas de las figuras del star system
de ese momento.
Lamanchega rodó el western Veracruz, dirigido por Robert Aldrich
con Gary Cooper, Burt Lancaster, Denise Darcel, Cesar Romero, Ernest
BorgnineyCharlesBronson. Consupapel de temperamental guerrillera
mexicana alcanzóuna granpopularidad SaritaMontiel –así apareció en
los créditos de esta película–, que también intervino en Serenade (Dos
pasiones y un amor). El tenor Mario Lanza, Joan Fontaine y Vincent
Price acompañaron a la actriz en esta producción en la que conoció al
que sería su primer marido, Anthony Mann.
Una india sioux fue el personaje que encarnó en Yuma, de Samuel
Fuller, su tercer filme en tierras californianas junto aRod Steiger, Ralph
Meeker, Brian Keith y, de nuevo, Charles Bronson
.
SaraMontiel tenía varias propuestas, pero la que fue amiga deMar-
lonBrando y James Deandecidió que eramomentode volver a España,
y aquí continúo con su carrera cinematográfica con el estatus de una
gran estrella. Pero su nombre estará unido para siempre al Hollywood
dorado de los años cincuenta.
Un traficante de drogas ¿francés?
Entre los actores patrios que con personajes malvados cruzaron el
charco para robar los mejores planos a las estrellas más reconocidas
de Hollywood está Fernando Rey. El actor había realizado varias inter-
venciones en el cine estadounidense, pero supersonajemás recordado
llegó en 1971 como traficante de drogas francés en French Connection,
dirigida por William Friedkin.
Rey compartió cartel con Gene Hackman y Roy Scheider en esta
cinta que consiguió cinco oscars, incluyendo el de mejor película, y
que tuvo una secuela (French Connection II, de John Frankenheimer),
donde el actor repitió como villano galo, un personaje que bordó hasta
el punto de que muchos creían que el español era francés.
obras teatrales de GregorioMartínez Sierra), María
Alba, María Fernanda Ladrón de Guevara yHelena
D’Algy; y los actores Julio Peña, Carlos Villarías (el
Dráculaque encarnó era superior al deBelaLugosi,
según las crónicas de la época), Valentín Parera,
Rafael Rivelles, Juan de Landa, José Crespo y José
Nieto también formaron parte del club de españo-
les en Hollywood, donde Xavier Cugat aterrizó de
la nada y lo consiguió todo.
Compositor,músico, dibujante, descubridor de
estrellas, ‘el rey del mambo’, ‘el rey de la rumba’,
el hombre que realizó un cortometraje que fue
el primer musical sonoro del cine… Todo esto y
mucho más fue el polifácetico catalán, el único
español que tiene cuatro estrellas en el Paseo de
la Fama y que abrió el mercado a la idea de la lati-
nidad en ese esplendoroso Hollywood de los pri-
meros años. Artista invitado en varios musicales
históricos (Escuelade sirenas, LahijadeNeptuno…)
bautizó a Margarita Cansino como Rita Hayworth
y descubrió a Woody Allen, Frank Sinatra, Dean
Martin y Jerry Lee Lewis. Cugat trabajó con el va-
lenciano José Iturbi, pianista, compositor, direc-
tor de orquesta y actor –se interpretó a sí mismo
en los musicales en los que apareció en la década
de los cuarenta y coprotagonizó junto a la famosa
cantante y actriz JeanetteMacDonaldThreeDaring
Daughters, de Fred M. Wilcox–.
Tambiénhizo lasAméricasFortunioBonanova,
cantante de ópera que interpretóCiudadanoKane,
Sangre y arena, El cisne negro, ¿Por quién doblan
las campanas? y Perdición, entre otros conocidos
filmes.
Salvador Dalí, que ya había dejado su huella
en los clásicos de Buñuel, Un perro andaluz y La
edad de oro, protagonizó dos interesantes colabo-
raciones enHollywood al lado deHitchcock yWalt
Disney. El maestro del suspense confió al máximo
representantedel surrealismo los dibujos de fondo
de la escena más onírica de Recuerda. El catalán
se inventó unmundo onírico plagado de ojos, dis-
torsiones y grandilocuencias para representar uno
de los sueños de Gregory Peck, protagonista de la
historia, en el momento que un psicoanalista trata
de curar sus fobias. Y fue en el rodaje de Recuerda,
1...,67,68,69,70,71,72,73,74,75,76 78,79,80,81,82,83,84,85,86,87,...124
Powered by FlippingBook