Academia de las Artes y las Ciencias
La Academia Actualidad El humor, una profesión de riesgo y mal vista

La Academia - actualidad

27/03/2014 | Noticias

El humor, una profesión de riesgo y mal vista

El humor, una profesión de riesgo y mal vista

Coloquio en la Academia de Cine

Elvira Lindo reivindica la tragicomedia en la clausura del ciclo que le ha dedicado la Academia.

Elvira Lindo es una personaje alegre que escribe de lo que sabe y entronca con la cultura popular. Además, presta mucha atención a cómo habla la gente, algo que en su caso es “un vicio”. Por su carácter festivo, le sabe mal “el poco respeto” que se tiene por el humor, facultad que se trata como si fuera de menos categoría. Que una mujer en España haga  humor sigue siendo un riesgo y está mal visto”, aseguró la escritora, periodista y guionista en la clausura del ciclo que le ha dedicado la Academia.

Acompañada por el crítico cinematográfico y director Diego Galán, al que conoció en una comida con Fernán-Gómez y Manuel Vázquez Montalbán, la creadora gaditana conversó con el público en la Academia tras la proyección de El otro barrio, novela de Lindo que tuvo su origen en un cuento que le encargó José Luis Borau y que Salvador García trasladó a fotogramas. No es el único de sus escritos que se han transformado en películas. “Soy consciente de la dificultad que tiene contar historias y más cuando haces una película porque  es un trabajo de equipo, no depende solo de ti. No soy de esos escritores que se han quedado descontentos  cuando sus obras se han llevado a la gran pantalla. No voy a decir nombres, pero siento una rabia interior cuando  algunos dicen que no es lo que se esperaban. Me parece arrogante porque parece que la literatura vale más que el cine”.

Dijo que sentía “mucho respeto” por los directores que habían firmado producciones basadas en sus obras –Miguel Albadalejo, Angeles González-Sinde, Salvador García y Jorge Torregrosa-, aunque mostró su desacuerdo con la segunda historia cinematográfica sobre su criatura, Manolito Gafotas, que filmó Juan Potau, Manolito Gafotas ¡Mola ser jefe!. “Es horrenda. Ha sido el único problema serio que he tenido porque durante 15 años me han robado los derechos de imagen de Manolito, los acabo de recuperar”.


Escuchar e imitar


Y de vuelta al humor, Lindo insistió en que lo más complicado es “hacer tragicomedia. A Icíar Bollaín le gustó el guión de La primera noche de mi vida, pero me dijo que le faltaba dramatismo. Yo creo que es una comedia con mucha melancolía de fondo”. También contó que Bollaín le dijo que dialogaba muy bien, “y esto es porque sé escuchar. Soy así desde muy pequeña porque cuando iba con mi padre en el coche me decía: ‘imita’ y yo, desde muy chiquita, pues me ponía a imitar a la gente. Estar atenta a cómo habla la gente, a los latiguillos, me ha servido de mucho. Me fijo en cómo hablan, pero no para reproducirlo, porque lo edito y lo mejoro para que resulte más gracioso, algo que hacía muy bien Azcona”.

Cuentos, novelas, guiones, obras de teatro, artículos… Lo suyo es la cultura popular, “lo que en Estados Unidos llaman pop y aquí hortera”, resaltó con ironía la escritora, que debe mucho a lo que definió “el mundo de la no gran interpretación”. No podía ser escritora y guionista desde el principio, necesitaba más cabaret”, reconoció Lindo, que se siente como pez en el agua en los barrios madrileños de Vallecas y Carabanchel, y Nueva York, donde vive. “Mis personajes se tienen que mover por la historia con facilidad. No podría ambientar mis obras en Venecia porque no sé cómo se mueve la gente allí, qué hace…”. Su último guión lo ambientó en la Gran Manzana, donde Javier Cámara y Raúl Arévalo protagonizan La vida inesperada, cinta de Jorge Torregrosa que compite en el Festival de Málaga. “Conocí a Javier Cámara en Nueva York, en el estreno de Hable con ella, y empezamos a fantasear con una película. Pensamos que con nuestros nombres sería fácil ponerla en pie, pero costó muchísimo”, confesó esta mujer jovial, que  lamentó que en sus artículos periodísticos se ve “forzada a hacer más grueso el tono. Este país ha cambiado mucho, el estado de ánimo colectivo es muy bajo. ¡Yo soy una persona alegre!”.

Siempre le quedará el cine para las tragicomedias y las comedias melancólicas protagonizadas por hombres. “De  niña fue un poco chicazo. Leía ‘Celía’, pero me identifico mucho más con Manolito Gafotas, que es cobardón, le pegan los chicos…”, reconoció la ganadora del Premio Nacional de Literatura Infantil y Juvenil 1998 con ‘Los trapos sucios de Manolito Gafotas”.





volver

últimas noticias


Iciar Bollain, Isaki Lacuesta, Rodrigo Sorogoyen y Carlos Vermut vuelven a la carrera por la Concha de Oro

·Fuera de concurso se proyectará la serie dirigida por Enrique Urbizu y Jorge Dorado, Gigantes

·Zinemaldia estrenará, dentro de proyecciones especiales, Dantza, de Telmo Esnal, y Tiempo después, de José Luis Cuerda

20/07/2018 | Noticias

En memoria de Yvonne Blake

Académicos y personalidades lamentan la pérdida de la Presidenta de Honor

20/07/2018 | Noticias

Beatriz Navas toma posesión como directora del ICAA

La Orden Ministerial para convocar las ayudas al cine se publicará este jueves, según ha anunciado el Ministro de Cultura y Deporte, José Guirao

18/07/2018 | Noticias

Yvonne Blake falleció este martes en Madrid a los 78 años de edad

La Academia de Cine lamenta la pérdida de su presidenta de honor

17/07/2018 | Noticias

Carlos Saura, el poder de la imaginación 

Homenajeado por la Fundación Academia de Cineel cineasta dialogó con Arantxa Echevarría, Paula Ortiz, Gustavo Salmerón y Carla Simón

06/07/2018 | Noticias

Un tributo a las actrices

Los Javis y el intérprete Brays Efe protagonizan un encuentro en la Academia

03/07/2018 | Noticias

Belén Atienza: "Mídete con el mejor cine, aunque luego te quedes a medio camino, y pelea”

La productora de Lo imposible, Un monstruo viene a verme y Jurassic Word:El reino caído protagoniza un encuentro en la Academia con estudiantes de producción y académicos

03/07/2018 | Noticias
ver todas