Academia de las Artes y las Ciencias
La Academia Actualidad El estilo de la supervivencia

La Academia - actualidad

19/04/2012 | Noticias

El estilo de la supervivencia

El estilo de la supervivencia

Mateo Gil y Miguel Barros

Mateo Gil y Miguel Barros acuden a la Academia a un encuentro con el público

Se atrevió con el género por excelencia del cine norteamericano, el western, y su “osadía” ha dado sus frutos porque Blackthorn. Sin destino se ha vendido en todo el mundo y consiguió cuatro premios en la última edición de los Goya. “Aunque en circuitos pequeños, la película se sigue estrenando, en Londres se lanzó la pasada semana”, comentó Mateo Gil al público que acudió a la Academia de Cine para ver su segundo y, por ahora, último filme como director.

Protagonista del ciclo  ‘La Academia descubre a….’, el cineasta y guionista canario se presentó en la sala de la institución junto al autor del libreto de Blackthorn…, Miguel Barros. Tanto monta, monta tanto porque Gil y Barros son dos enamorados del western y de Bolivia, el país en el que rodaron esta historia que sigue la ruta del forajido Butch Cassidy y su amigo Sundance Kid.

 

“Me recuerdo perdiendo los dientes de leche viendo la primera sesión de los sábados, después de comer. Eran de romanos, de piratas y, sobre todo, westerns, por lo que mi entrada en el cine fue a través de este género”. En su inocencia, Gil pensaba que esas películas “se hacían en directo” y no fue hasta su llegada al instituto cuando se dio cuenta que era trabajo de todo un equipo “y que había un director que contaba esas historias y decidía”. Le llamó la atención esa figura, pero decir en su humilde barrio que quería ser director de cine “era una osadía”.

 

Como en Canarias no había Escuela de Cine, decidió estudiar Comunicación Audiovisual. Su familia le deseó suerte, hizo las maletas y viajó a Madrid. En la universidad conoció a gente “muy interesante” con los que empezó a elaborar cortos en plan amateur. Luego vino Tesis y el resto ya es historia. “Alejandro –Amenábar- era el talentoso, el geniecillo. Cuando él llegó a la industria, yo me subí al carro”, confesó Gil, cuya carrera va ligada a la de su amigo,  con el que ha trabajado como guionista y ayudante de dirección.

 

Al igual que Gil, Barros también jugó a vaqueros, aunque no se le había pasado por la cabeza escribir una película del Oeste.  Se puso delante del folio “porque me apetecía. Fue un capricho, nunca tuve intención de enviar el guión a una productora”. Pero Gil, amigo suyo desde hace muchos años, fue a su casa y le gustó lo que en ese momento era una historia inacabada. Apareció en escena el productor Andrés Santana y se empeñó en sacar adelante Blackthorn.

 

 

El negro futuro del largometraje

 

No fue un camino de rosas. El mal de altura, las distancias, el complicado acceso a las localizaciones… Afortunadamente, Icíar Bollaín, había filmado en el país de Evo Morales También la lluvia, “y contamos con varios profesionales que trabajaron con ella como el ayudante de dirección y el director de arte. Fue una ayuda impagable”, recordó Gil, que tiene muy presente las nueve semanas de rodaje. “Era la guerra y había que salir vivos. El estilo de la película es el de la supervivencia, menos mal que contábamos con el talento y la experiencia del director de fotografía,  Anchía –“que sabe latín”- y Sam Shepard –“un jinete increíble que a sus 68 años aguantó el mal de altura y que le dejara su mujer, Jessica Lange”-.

 

No se olvidó Gil de Eduardo Noriega y tampoco de Andrés Santana “que nos embarcó a todos en esta aventura por puro arte. Tiene ese punto kamikaze que le hace grande. No creo que haya muchos productores como él”.

 

Preguntado por el futuro del western en nuestro país, el director confesó que no le veía ninguno. “Si veo posibilidades de rodar en inglés para poder financiar un proyecto. No me gusta, pero…”. Tampoco fue muy optimista con el porvenir del largometraje “que va a dejar de ser el rey de los formatos. Se van a liberalizar mucho las duraciones y los formatos, lo que es bueno. Lo difícil es el período de transición en el que estamos, agravado por la crisis. Hay que seguir buscando y estar avispados”.

 

Sin intención de dirigir, Barros ha cambiado los caballos por los osos polares y Bolivia por el Polo norte, donde, si todo sale bien, Isabel Coixet filmará su nuevo guión: Nadie quiere la noche, la historia de dos mujeres de diferentes estratos sociales.




volver

últimas noticias


Historia de un secuestro

Stockholm es la película protagonista de la sesión mensual del ciclo Cine y psicología

15/12/2017 | Noticias

Ilusión y empecinamiento

Daniel Calparsoro presentó en la Academia el libro que analiza su carrera

13/12/2017 | Noticias

Pilar Bardem recibe el primer Premio Cine, Ayuda y Solidaridad

“Los intérpretes, además de nuestro oficio maravilloso que amamos, somos ciudadanos y tenemos todo el derecho del mundo a decir lo que no nos gusta”, manifestó la veterana actriz

05/12/2017 | Noticias

Celebrando la memoria de Fernán-Gómez

Pepe Sacristán, José Luis Alcaine y Helena Llanos recordaron al artista total tras el pase de El viaje a ninguna parte

05/12/2017 | Noticias

Ante todo, ciudadanos

La Academia de Cine organizó Cine, Ayuda y Solidaridad, una jornada en la que reunió a profesionales que utilizan el cine y su popularidad con fines sociales

05/12/2017 | Noticias

El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y la Academia de Cine acuerdan crear el Portal Educativo del Cine Español

El Portal, que tendrá una vigencia de cuatro años, será usado en los programas y centros educativos del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte en el exterior

04/12/2017 | Noticias

Se reactiva la Fundación Academia de Cine

En su primera reunión, el nuevo patronato aprobará el plan de trabajo 2018

27/11/2017 | Noticias
ver todas