Profesionales de primera

27 enero, 2022

Sonia Almarcha, Manolo Solo y Fernando Albizu (El buen patrón); Nora Navas (Libertad), Urko Olazábal (Maixabel) y Aitana Sánchez-Gijón (Madres paralelas) se encuentran con el público en la Academia

Buena parte de los nominados y nominadas en las categorías de reparto de los Premios Goya se dieron cita este miércoles en la Academia para compartir impresiones, anhelos y expectativas a pocos días de la gala, para explicar detalles de sus rodajes o cómo están viviendo estas horas previas a la ceremonia. Asumen que lograr el Goya representaría un espaldarazo a sus carreras profesionales, pero reconocen que el mejor premio para ellos es el trabajo.

Sonia Almarcha, Manolo Solo y Fernando Albizu (El buen patrón); Nora Navas (Libertad), Urko Olazábal (Maixabel) y Aitana Sánchez-Gijón (Madres paralelas) protagonizaron en la sede de la Academia un coloquio repleto de bromas y anécdotas. Celso Bugallo (El buen patrón) y Milena Smit (Madres paralelas) completan el listado de intérpretes que optan a los premios a Mejor Actor y Actriz de Reparto, dos categorías muy valoradas por los profesionales del cine español. Así lo destacó Nora Navas, vicepresidenta de la Academia Cine y que intervino por videoconferencia desde Barcelona, al recordar unas palabras de Lluís Pascual: “Tú, aunque digas una frase, eres la protagonista de la historia”.

Ganadora de un Goya en 2010 como Mejor Actriz Protagonista por Pa Negre, Navas reconoce que este premio no le cambió la vida, pero sí conocer a su director, Augustí Villaronga. Ahora opta de nuevo a un galardón con Libertad, de Clara Roquet, cinta que cuenta con seis nominaciones, entre ellas a Mejor Película. La actriz destacó el protagonismo coral de la película, con un guión “muy bien escrito, que me atrapó enseguida porque estaba lleno de vida”. Un trabajo que preparó “cogiendo pedacitos de mi vida, desde la nostalgia de aquellos veranos en la Costa Brava, cuando yo era pequeña, vivía mi madre y parecía que la vida era fácil”. Le quedan dos semanas de funciones teatrales, tras las cuales dijo con humor que piensa encerrarse en su casa hasta el día de la gala, para evitar contagios que le impidan asistir a la fiesta del cine español.

A Urko Olazábal le ha llegado la popularidad casi por sorpresa. Lleva desde los 20 años en la interpretación, pero ha sido de la mano de Iciar Bollain, con Maitxabel, con quien ha visto recompensado este trabajo. Una directora a la que admira y a la que no para de elogiar. “Cuando hice el cásting me daba la sensación de que la conocía de toda la vida. Soy tan fan de ella que me la quise llevar a casa”, bromeó. El actor vasco, que interpreta en la película al etarra Luis Carrasco, uno de los autores del atentado que costó la vida a Juan María Jáuregui, reveló que llegó a entrevistarse con él. “Le dije a Iciar que quería conocerle para preparar el personaje, ver cómo respiraba ese hombre que había matado a tres personas y que dice que está arrepentido. Y efectivamente me encontré a alguien que estaba abatido, hecho polvo. Una persona que no te miraba a la cara de la vergüenza que tiene”. Reconoció haber tenido miedo a las críticas que podría recibir, porque “vivimos en un país en que todo esto no está superado y las dos sensibilidades aun están vigentes. Por suerte esta película ha abierto el debate de nuevo”, dijo, aunque reconoció que había sido complicado interpretar a su personaje “porque está en tierra de nadie, no le quieren ni en un lado ni en otro”.

Para Aitana Sánchez-Gijón, encargada de entregar numerosos Goya en su pasada etapa como presidenta de la Academia, esta primera nominación le llega después de muchos años de interpretación, algo que agradece, aunque considera que lo “fundamental” es tener trabajo y poder vivir de él. Después de pasar un doble cásting, la actriz explicó que con Pedro Almodóvar se “trabaja mucho. Te lleva incluso a los lugares donde vas a rodar”, dijo, y añadió que para prepararse el personaje revisó la filmografía del director manchego. “Sus películas tienen una especie de código, guiones con un punto teatral, literario, y tenía que saber cómo podía encajar en ese lenguaje”. Fruto de ese trabajo previo, explicó, el rodaje terminó dos semanas antes de lo previsto. 

A la orden del buen patrón

Sonia Almarcha ya había trabajado con Fernando León de Aranoa en Amador antes de interpretar a Adela, la esposa del Señor Blanco (Javier Bardem) en El buen patrón. Eso le permitió hacer un cásting sin más candidatas y, cuando leyó el guión, entendió rápidamente cómo era su personaje. “Una mujer que tiene una empresa en su matrimonio y los dos trabajan para mantener esa empresa. Fue fácil, porque tenía cerca muchos referentes de mujeres que son así”. Destacó su excelente relación con Bardem, con quien comparte casi todas las escenas en las que participa en la película. “Después de rodar casi todas ellas en la cama, Javier y yo seguimos conversando y Fernando seguía grabando. Creo que tiene material para hacer tres películas más”.

Sus otros dos compañeros de reparto en El buen patrón, Fernando Albizu y Manolo Solo, destacaron junto a Sonia Almarcha la minuciosidad con la que le gusta trabajar al director madrileño. “Al principio me llamaba la atención las veces que repetía una escena”, dijo la actriz, extremo que fue ratificado por Manolo Solo, ganador de un Goya como Mejor Actor de Reparto por Tarde para la ira (2017). “Fue duro porque Fernando es muy detallista, lo repite todo muchísimo. Pero es un placer el trato que tiene con los actores, siempre hay respeto”. Solo desveló una anécdota de su trabajo en la película más nominada en la historia de los Goya con 20 candidaturas: “Hice el casting con Fernando y pude leer el guión. Me gustaba más otro papel que el que me habían asignado, me lo preparé y salió bien. Pero no, no era el de Javier Bardem, ese ya estaba pillado”, bromeó.

Su compañero en la película, Fernando Albizu, reconoció que no se esperaba “para nada” la nominación y que fue un rodaje “muy cómodo, me reí muchísimo y lo pasé muy bien”. Tuvo palabras de elogio para León de Aranoa, un director que “sabe muy bien lo que quiere de cada personaje”. Sobre su perfil profesional se definió como “muy intuitivo y me dejo llevar. Soy un tío muy obediente”.

twitter facebook googleplus linkedin email
Cerrar
Mailing de la Academia de Cine
Apúntate a nuestra lista de correo y recibe antes que nadie información sobre nuestras actividades y toda la actualidad del cine español.
FacebookInstagramTwitterYoutube