El corazón de Europa

15 diciembre, 2020

El gallego Juan Pinzás, único cineasta español reconocido oficialmente en la etapa histórica del movimiento de vanguardia Dogma 95, rueda su décimo largometraje, “El corazón de Europa”, segundo volumen de la ‘trilogía europea’ que inició con “El vientre de Europa” (2017), presentada en el Marché du Film del Festival Internacional de Cine Cannes y estrenada en cines en España.

Siguiendo las pautas de aquella, “El corazón de Europa” es una propuesta de cine de autor, artística, onírica, experimental. Una película sugerente y sensorial, que se aparta de los planteamientos del cine convencional y que Pinzás está rodando bajo los preceptos del ‘decálogo pinzasiano’ que él mismo pergeñó para esta trilogía. El largometraje se rueda con un reducido equipo técnico y artístico debido a la situación de pandemia que estamos viviendo y se lleva a cabo en localizaciones del centro de Madrid, así como en Boadilla del Monte y Villaviciosa de Odón, desde el pasado 16 de noviembre. Habrá también localizaciones de exteriores en varias ciudades europeas y en Galicia, que se filmarán una vez concluya el grueso del rodaje en Madrid este mes de diciembre.

Para la producción de esta película de Abstracto Films con la colaboración de Atlántico Films, y producción ejecutiva de Pilar Sueiro y Angie Pereira, Juan Pinzás cuenta además con el productor alemán asociado Friedrich Hofer, que ha colaborado también en la anterior, “El vientre de Europa”, y que una vez más se ha implicado en este nuevo y personal proyecto de Pinzás aportando parte del equipo de la predecesora, como son las actrices Elke Krüger y Katherine Sorel, o el director de fotografía Rudolf Koch, entre otros.

En este segundo volumen de la ‘trilogía europea’ del cineasta gallego, el personaje de la Máscara de Plata, interpretada por Elke Krüger, vuelve a tener un especial protagonismo y se desdobla en dos mujeres, si bien ahora cambia su look y veremos su rostro en diferentes momentos del film. Por su parte Pinzás asume de nuevo el personaje de Julián Pintos, su alter ego. En esta segunda entrega de la trilogía, demás de Myriam y Esther a las que ya conocemos de la anterior, se incorporan nuevos personajes como Zaratustra, un filósofo y sabio, o Xiomara, la hija de Julián, que probablemente nunca ha llegado a nacer pero que sin embargo existe, tal vez en el subconsciente del autor de “El corazón de Europa”. Cine de estilo trascendental, del subconsciente humano, que transcurre en otras dimensiones y que posee varias capas y diferentes lecturas, en las que el espectador habrá de participar.

Juan Pinzás manifiesta estar muy satisfecho con todo lo rodado hasta el momento, ha dicho que: “este es un rodaje pequeño, con un equipo reducido, pocos pero bien avenidos, los justos para poder hacer una obra artística y personal, sin prisa pero sin pausa, que aporte algo nuevo al espectador, que le haga pensar y le resulte útil. Yo, cada vez más, revindico el cine como arte, que me guste y sea útil, a mí y por supuesto al público. Confío en un público adulto que exige a una película, al cine en general, algo más que entretenimiento y puro artificio.”

twitter facebook googleplus linkedin email
Cerrar
Mailing de la Academia de Cine
Apúntate a nuestra lista de correo y recibe antes que nadie información sobre nuestras actividades y toda la actualidad del cine español.
FacebookInstagramTwitterYoutube