El pisito, retrato de la derrota

15 octubre, 2021

Borja Cobeaga y Diego San José diseccionan el primer guion de Rafael Azcona en la Academia de Cine

Los guionistas Diego San José y Borja Cobeaga (Vaya semanita, Pagafantas, Ocho apellidos vascos) acudieron ayer a la Academia de Cine para charlar con el público en torno al guion de El pisito, cinta de Marco Ferreri cuyo libreto es el primero firmado por Rafael Azcona, en un acto organizado por la institución y el sindicado ALMA Guionistas.

Cobeaga destacó que esta historia, en la que el personaje de José Luis López Vázquez se casa con una anciana para heredar su piso y poder así convivir con su pareja, “tiene mucho de lo que Azcona haría más adelante. Como después desarrollaría en El verdugo, este protagonista se ve atrapado por la situación y obligado a hacer lo que no quiere hacer”. Por su parte, San José compartió su admiración por unos personajes que son “pura España. Hoy en día las comedias comerciales evitan contar España, son todas remakes o se podrían hacer en otros países. Las influencias actuales no son las de nuestro cine. Me fascina que esa España la retrate un italiano”.

El barullo de personajes y acciones, marca de la casa, es uno de los aspectos que más admira Cobeaga de Azcona: “hay muchas cosas que pasan a la vez, algunas al fondo, algunas en primer término. Eso es una cuestión pura de guion, y es algo complejo de estructurar”. El también director recordó cómo “esta película hizo que Berlanga cambiara de estilo. Cuando la vio, se dijo: yo quiero hacer eso. Eso es de una gran humildad, ver una película de otro cineasta y saber que tienes que ir por ahí”.

Aunque El cochecito, siguiente obra del tándem Azcona-Ferreri, le parece “mejor película” a Diego San José, el guionista cree que “El pisito es importante por lo que genera, por lo que vendrá después. Aquí se inicia la tradición de ese personaje normal pervertido, que se convierte en mala persona por las circunstancias”. Comparando estas comedias con las actuales, cree que “hoy el cine comercial trata de recordarnos que la sociedad es buena. Y convivir con esa visión pesimista tan de Azcona no está mal, no es una derrota. Es simplemente aceptar que la vida puede no ser maravillosa”.

Respecto a cómo ha envejecido desde su estreno en 1958, Borja Cobeaga cree que “el personaje femenino, interpretado por Mary Carrillo, no ha sobrevivido al paso del tiempo. Hoy nos choca que él sea el tipo que obedece y que ella esté todo el tiempo malmetiendo”. En ese sentido, San José alabó el hecho de “mantener una historia durante 80 minutos donde el protagonista no toma ninguna decisión, solo hace caso a lo que le dicen”.

Comedia negra

Los autores de No controles y Fe de etarras echan de menos la tradicional comedia negra española que inauguró El pisito. “Para hacer algo así ahora”, bromearon, “tendría que ser una adaptación de una película francesa, algo así como Le petit apartament, y después de que hubiera tenido ocho millones de espectadores en Francia”.

Del mismo modo, el tono de Azcona no abunda en el cine actual. “Esas historias en las que tratas como comedia hechos tristes ya no se hace”, se lamentó San José. “Ahora todas las comedias cuentan cosas divertidas y simpáticas. Una película graciosa y con análisis de algo que en sí mismo es triste tiene mucho más valor, hace que te rías de algo que te preocupa. Es casi un proceso químico, encarar con humor algo que te da miedo”.

twitter facebook googleplus linkedin email
FacebookInstagramTwitterYoutube