Nuestro cine en Zinemaldia

Por Chusa L. Monjas · 17 septiembre, 2020

Un triunfo del cine y un momento de celebración y de esperanza. Es la respuesta de José Luis Rebordinos al interrogante de cómo será la 68 edición del festival que dirige desde hace nueve años y en el que le queda “muchísimo” por hacer. Lo más inmediato, “intentar recuperar la normalidad que la pandemia nos ha hecho perder”.

Especial San Sebastián 2020: todo el cine español del certamen

Arranca el Festival de San Sebastián y, del 18 al 26 de septiembre, la ciudad española más conocida por los cinéfilos internacionales vuelve a mostrarse en todo su esplendor para recibir al séptimo arte. Hay oferta de cine español en todas sus secciones. Pablo Agüero (Akelarre) y Antonio Méndez Esparza (Courtroom 3H) vuelven a la carrera por la Concha de Oro. El primero lo hace con una película de ficción coproducida por España, Francia y Argentina, y el madrileño lo hace con una historia de no ficción respaldada por nuestro país y Estados Unidos.

Con restricciones en los aforos y fuertes medidas de seguridad, el equipo liderado por José Luis Rebordinos trabaja para que esta edición sea “la mejor posible”. Una convocatoria en la que el cine español ha disminuido “por la pandemia. Hemos visto menos cine español que otros años, y algunas películas que para nosotros eran clave no se han terminado. Creo que hay mucha variedad en el cine español que hemos seleccionado. Nos hace mucha ilusión inaugurar con Woody Allen (Rifkin’s Festival, en cuyo reparto están Elena Anaya y Sergi López) y clausurarlo con Fernando Trueba (El olvido que seremos, producción colombiana que forma parte de la selección de Cannes 2020 protagonizada por Javier Cámara), dos grandes de la historia del cine que presentan sus últimos trabajos fuera de concurso”, apostilla el máximo responsable del certamen, cada vez más abierto a la ficción televisiva.

Akelarre, de Pablo Agüero.

En sección oficial, fuera de concurso, figura Antidisturbios, de Rodrigo Sorogoyen, y, como proyección especial, Patria, de Aitor Gabilondo. Además, se podrán ver capítulos de otras series españolas como las adaptaciones de las novelas homónimas de Isabel Allende y Julia Navarro, Inés del alma mía y Dime quién soy, respectivamente.

“Para nosotros, Antidisturbios está más cerca del cine que de la televisión, otra cosa es que la haya producido una plataforma como Movistar+. Patria es también un gran espectáculo y una de las series más esperadas, incluso a nivel internacional. Tiene mucha calidad y por su temática tiene todo el sentido del mundo que se estrene aquí”, defiende Rebordinos.

Un festival de cine se puede disfrutar a través de las diferentes propuestas que proyecta. En la sección New Directors está Ane, el primer largometraje como director, guionista y productor del cortometrajista David Pérez Sañudo; Campanadas a muerto, la segunda historia de Imanol Rayo; y La última primavera, ópera prima de Isabel Lamberti avalada por España y Holanda.

En el apartado Zabaltegi-Tabakalera se puede ver Un efecto óptico, de Juan Cavestany, con Carmen Machi y Pepón Nieto, y los cortos Autoficción, Correspondencia y Ya no duermo. Dentro del apartado ‘Perlak’ ve la luz lo nuevo de la chilena Maite Alberdi, El agente topo.

Más cine español y en español en Horizontes Latinos, Zinemira, Made in Spain, Culinary Zinema, en las proyecciones RTVE (Explota, explota, de Nacho Álvarez; y Sentimental, dirigido por Cesc Gay) y en la gala benéfica destinada a la asociación DYA Gipuzkoa (El verano que vivimos, con Blanca Suárez y Javier Rey).

El ‘corazón’ de Zinemaldia 2020 se mantiene, la experiencia del cine con público en sala, pero una de sus principales actividades, la industria, sufre restricciones. “Es un festival presencial, defendemos que la mejor forma de ver una película es en una sala de cine. Por eso es tan importante que el público vuelva a las salas, que están demostrando que son espacios seguros”, recalca el director, que de todas las renuncias que ha tenido que hacer, la que más le ha costado es las restricciones de los aforos. “Se van a reducir a un 50% o 60%, según en qué salas y según en qué proyecciones, lo que afectará en que mucho menos público podrá disfrutar de nuestro festival”, reconoce.

Cumplir con los protocolos planteados es la voluntad de Rebordinos, que, además de Viggo Mortensen, Premio Donostia 2020, adelanta los nombres que estarán en la que es la última cita cinematográfica europea del año.  El único certamen español de clase A recibirá a Johnny Depp, Mat Dillon, Gina Gershon, Michel Franco, Elena Anaya, Fernando Trueba, Javier Cámara, Iciar Bollaín, Candela Peña, Cesc Gay, Thierry Frémaux e Isabel Coixet, que recogerá el Premio Nacional de Cinematografía 2020, entre otras figuras del cine estadounidense, europeo, latinoamericano y español.

 

Antidisturbios, de Rodrigo Sorogoyen.

twitter facebook googleplus linkedin email
Cerrar
Mailing de la Academia de Cine
Apúntate a nuestra lista de correo y recibe antes que nadie información sobre nuestras actividades y toda la actualidad del cine español.
FacebookInstagramTwitterYoutube