El punto de vista de Mercedes Sampietro

13 septiembre, 2018

Gaudí de Honor 2018, fue homenajeada por la Academia de Cine, institución de la que fue presidenta entre 2003 y 2006

Mercedes Sampietro siempre está «esperando algo». Es por ello que, a pesar de los premios y reconocimientos a su trayectoria, reconoce que no puede sentirse del todo realizada. «El trabajo es mi vida. He sido feliz trabajando, pero soy muy ansiosa y siempre me hubiera gustado hacer algo más», reconoció la actriz en un encuentro en la Academia. Fruto del acuerdo de colaboración entre las academias catalana y española, esta última dedicó un homenaje a «una mujer de teatro, de cine, de televisión, de doblaje», en palabras de la vicepresidenta Nora Navas, que señaló su carrera como «una guía».

Arropada por numerosos amigos, compañeros de rodaje y de profesión, Sampietro advirtió que «no tengo memoria para contar anécdotas», pero desgranó el origen de su vocación actoral –»Para luchar contra mi timidez mi madre me apuntó a teatro y me salvó, fue una terapia maravillosa»– de la importancia de Pilar Miró en su trayectoria–»En aquella época me decían incluso ‘el alter ego’. Gracias a su tozudez yo soy actriz de cine porque confió en una desconocida para Gary Cooper, que estás en los cielos…»– y de su ausencia de la gran pantalla en los últimos años, en los que se ha centrado en la televisión y el teatro en Barcelona.

Sampietro ha encarnado especialmente a mujeres inteligentes y cultas en dramas. «Siempre he sido esa mujer independiente, fuerte, dura, que no necesita a los hombres”, reconoció, y es por ello que recuerda con especial cariño aquellas cintas que le han permitido explorar otros registros, como Inconscientes, de Joaquín Oristrell. «Coincidimos en una fiesta en casa de Judith Colell y nos inventamos a una ama de llaves. Mercedes es muy tímida, pero gamberra. Y ella quería hacer al personaje incluso más borracha», relató Oristrell, presente en el acto.

Otro punto de inflexión en su carrera es, para la intérprete, Lugares comunes, de Adolfo Aristarain, cinta que se proyectó antes del evento y que le valió el Goya a Mejor Actriz Protagonista y la Concha de Plata en el Festival de San Sebastián y en la que le ‘robó’ el protagonismo a Federico Luppi.

«Al recibir el guión, pensé que mi personaje le daba la réplica. Él era el protagonista. Rodamos tres meses en Argentina con muchas interrupciones por el corralito y, de repente, Aristarain me dijo ‘yo no sabía que era así de importante tu personaje’. Y mi personaje creció, pero el personaje no existía, eso no está en el guión. Yo hacía lo que hacía, pero Aristarain supo recogerlo», explicó.

Fotos © Enrique F. Aparicio

La verdad de los actores

Y ese saber hacer lo resume Sampietro en la máxima de dar la verdad. “Creo que en cine, el 90% es la imagen, lo que damos nosotros mismos. Tiene que ser de una verdad total. Y después está el trabajo. El actor lo tiene en la piel, en la respiración, en la mirada. Yo lo único que hago es ser lo más verosímil”, afirmó. Oristrell fue más allá: «Cuando observas los planos de Mercedes Sampietro, hay un punto de vista. Está la emoción, la verdad, pero siempre el punto de vista sobre lo que ocurre».

La productora Ana Amigo; la guionista, directora y escritora Yolanda García Serrano; el actor Carlos Olalla; la directora de producción Sol Carnicero; el productor y vicepresidente de la Academia, Rafael Portela; y los actores Fernando Chinarro y Pilar Ordóñez son otros de los compañeros que arroparon a la veterana intérprete, que recibió el pasado enero el Gaudí de Honor. «No he tenido la suerte de tener muchísimos guiones sobre la mesa para escoger, pero sí de poder ser consecuente conmigo misma y vivir de mi profesión”, manifestó Sampietro, cuya ilusión en el cine es «seguir trabajando».

El homenaje cruzado continúa el 13 de septiembre, a las 19:30 horas, en la Filmoteca de Catalunya, donde Marisa Paredes, Goya de Honor 2018, presentará la proyección de Todo sobre mi madre, de Pedro Almodóvar, y fragmentos seleccionados de Tras el cristal, de Agustí Villaronga. Paredes, que también presidió la Academia de Cine estará acompañada por Isona Passola, presidenta de la Academia del Cinema Catalá; la directora y guionista Judith Colell; y el director de la Filmoteca Esteve Riambau.

twitter facebook googleplus linkedin email
Cerrar
Mailing de la Academia de Cine
Apúntate a nuestra lista de correo y recibe antes que nadie información sobre nuestras actividades y toda la actualidad del cine español.
FacebookInstagramTwitterYoutube